El modelo como propuesta de mapa

(En un artículo anterior hablé sobre los modelos mentales, entendidos como formatos o creencias inconscientes, aquellas que nos envuelven sin ser conscientes de ello. En este artículo hablo del modelo diseñado, entendido como producto de nuestra creencia reflexionada y consciente, aquella que ha sido depurada desde nuestra experiencia y reflexión).

****

Todos los sistemas humanos se representan mediante modelos; éstos ordenan de forma visual y verbal nuestro propósito, conversaciones, acciones, capacidades, interacciones, conocimientos, comportamientos, transformaciones, valores, creencias, aprendizajes, objetivos, etc. Cada modelo diseñado hace una propuesta de valor en cuanto a principios activos o constituyentes del sistema se refiere. El mundo está sembrado de modelos diseñados para los individuos, los equipos, las organizaciones, la sociedad, y la interacción entre estos. Los hay de todos los colores y sabores.

La representación o estructura de principios activos que nos propone cada modelo nos resulta más o menos intuitiva, más o menos analógica con la vida real, más o menos comprensible, más o menos aplicable, más o menos interpretativa del comportamiento humano, más o menos ayudadora a nuestro aprendizaje, más o menos prescriptiva de acciones.

La reflexión que hago a continuación es sobre los principios activos o constituyentes que propone un modelo; no es por lo tanto un artículo sobre la acción sino sobre los mapas que nos otorgamos para ordenar nuestra acción. 

Preguntas sobre los principios activos del modelo

¿De cuántos principios activos consta el modelo?

A priori, el modelo tiene que representar bien la diversidad de funciones y relaciones que suceden, bloquean o hacen evolucionar el sistema humano. Cuanto menos principios activos interdependientes haga intervenir el mapa, más sencillo será éste de comprender ya que se basará en un mecanismo lineal que nos requerirá menor esfuerzo. A cambio, sentiremos mayor necesidad de acudir a principios activos auxiliares al exterior del mapa para completar nuestra lectura de la realidad. Al revés, cuanto más principios activos contempla el modelo, o cuantas más interdependencias y variantes del modelo se dan, más difícil resultará el modelo de comprender y de compartir con terceros.

Los modelos sencillos representan uno o dos principios activos, lo cual no impide a sus autores etiquetar la realidad que estos representan en términos de complejidad. Puro esnobismo ya que la visión reductora de principios activos equivale a una reducción de la diversidad, la contradicción y la temporalidad presentes en cualquier sistema humano, lo que hace que parte de la realidad del sistema quede fuera del modelo.

¿Los principios activos del modelo representan lo que una persona normal se representa?

La cuestión aquí es si los principios activos del modelo son suficientemente intuitivos como para facilitar tanto su comprehensión como el aprendizaje por parte los miembros de ese sistema humano. Hemos conocido modelos elitistas y retorcidos que tan sólo unos pocos consiguen comprender, lo que les hace caer rápido en el olvido.

¿Los principios activos del modelo se sitúan en el mismo plano o trascienden varios planos?

Un modelo puede contemplar principios activos que combinen el plano del individuo (ej.: la personalidad, el inconsciente, la energía, la presencia consciente, el conocimiento, el compromiso), el plano del equipo (ej.: la cohesión, la calidad del diálogo, la diversidad), el plano del gran grupo (ej.: las rutinas, los rituales, el rumor), el plano del sistema (ej.: la visión, el poder, la innovación), e incluso el plano del ecosistema (ej.: la inclusión, la interdependencia, la colaboración entre sistemas u organizaciones, el reparto del valor).

Cuantos más planos se transcienden, mayor es el postulado de interdependencia pero también más se acrecienta el esfuerzo requerido de comprehensión y de aprendizaje.

¿El modelo postula el equilibrio estable del sistema humano o el inestable?

La mayoría de los modelos postulan el equilibrio estable del sistema, es decir, su autor ofrece una propuesta de valor ambiciosa para corregir el desequilibrio previamente diagnosticado en el sistema humano. Por lo tanto, sin haber intervenido aún en el sistema humano, su autor ya está admitiendo que observa una imperfección que su modelo pretende rectificar, lo cual requiere de su intervención y buen oficio. La narrativa quedaría resumida así:

El mundo ahí afuera está desequilibrado, mi modelo puede traer el equilibrio; el sistema conoce la imperfección, mi modelo representa la perfección.

En los sistemas humanos el equilibrio inestable o dinámico es contra intuitivo, es decir, no se ajusta a lo que nuestra intuición nos dice. Yo tengo una preferencia por el equilibrio inestable, la vida es equilibrio inestable: perfección e imperfección; la muerte es equilibrio estable. Los modelos que apuestan por el equilibrio estable, fruto de su aplicación, están asentados en proponer «bucles de re-equilibrio» para rectificar la posición del sistema humano, y no tanto en proponer «bucles de refuerzo» que permitan al sistema aprender y expandirse. Propongo dos ejemplos:

  • El discurso comercial VUCA puede ser usado para acrecentar los procedimientos de control en la empresa (bucles de reequilibrio), y por lo tanto para acrecentar el poder de unos pocos que ya tenían poder. O puede ser usado para empoderar a muchos en la empresa (bucles de refuerzo). VUCA vende la incertidumbre, la complejidad o la ambigüedad como realidades externas y objetivas cuando en verdad son sentimientos o creencias subjetivas que se transforman cuando se refuerzan las dinámicas de colaboración en el sistema humano. El modelo VUCA hace el postulado del desequilibrio en el entorno para justificar la intervención en la empresa con el propósito de ajustar su equilibrio interno.
  • Las narrativas sobre la inseguridad ciudadana pueden ser usadas para introducir más normas y recursos de control ciudadano (bucles de reequilibrio), o pueden ser usadas para reforzar los valores de convivencia y ciudadanía (bucles de refuerzo).

 

****

VUCA = volatility, uncertainty, complexity, ambiguity.